Desratización

La desratización es una tarea que debe realizarse por personal altamente especializado para esta tarea. En la desratización dependerá exclusivamente del entrenamiento que tenga el personal que realizará el control de roedores. para conseguir el éxito y garantizar el control de roedores se debe establecer un plan integrado por métodos físicos, químicos y biológicos cuyo objetivo es la eliminación de plagas de ratas y ratones.

En ECOSAN EXPRES E.I.R.L., hemos diseñado un programa de trabajo que garantiza el éxito en la desratización y el control de roedores. Colocándose carnadas debajo de mobiliarios, esquinas, rincones donde posiblemente haya ubicado sus madrigueras de reproducción.

Después del exterminio, se deberá llevar a cabo una desinsectación para eliminar las pulgas u otros insectos que van dejando por donde transitan.

Metodología

Inspección

Se realiza una minuciosa inspección en el lugar.
De esta manera podremos identificar correctamente:

• Tipo de roedor
• Magnitud estimada de la población
• Vías de ingreso/egreso
• Vías de circulación
• Daños ocasionados
• PCC puntos críticos de control

Diagnostico

Con la información obtenida en la inspección, se realiza el correspondiente diagnóstico de la situación. El mismo se entregará en un informe escrito en donde se detallará el estado de situación actual del lugar, los motivos por los cuales se ha llegado a esa situación, un programa pormenorizado de trabajo a llevar a cabo y una estimación de los tiempos necesarios para llegar a una solución.

Control

El control, en la desratización, conjuga varias técnicas. En los lugares donde sea posible podrán utilizarse cebos monosódicos en forma de bloques parafinados o pellets. En sectores sensibles se utilizará sistema de monitoreo de roedores, mediante cajas cerradas e identificadas. En este aspecto se podrá utilizar placas engomadas y/o jaulas de captura viva.
Una vez armado el sistema de monitoreo se confeccionará un plano de ubicación de las estaciones. Se realizará el asesoramiento necesario para realizar todas las tareas de exclusión y poder evitar de esta manera que sigan ingresando roedores.